Embarazo en adolescentes: problemática mundial

31 julio, 2014 0

Fuente: El Mundo

Mejorar la salud materna y garantizar el acceso universal a la salud sexual y reproductiva, para prevenir el embarazo adolescente, es el objetivo que se está planteando en el mundo.

El embarazo a edades tempranas se ha convertido en una preocupación global, cambia radicalmente la vida de miles de personas y ´rara vez para bien´, así lo expresó Babatunde Osotimehin, director Ejecutivo del Fondo de Población de Naciones Unidas, Unfpa.

Después de dar a conocer las cifras tan altas que se están presentando en el mundo sobre la maternidad en las adolescentes por medio del estudio que realizó el Fondo de Población de Naciones Unidas, Fpnu, “Maternidad en la niñez: enfrentar el reto del embarazo en adolescentes”, hizo un llamado a los Estados para que aseguren y combatan este flagelo que cada vez aumenta más.

Según el estudio, “la pobreza, la falta de acceso a la educación, el matrimonio infantil, la desigualdad de género, la falta de garantía de los derechos humanos, la ausencia de políticas públicas de salud sexual y reproductiva, la violencia y la coacción sexual”, son consideradas como las causas subyacentes de la problemática en los países pobres.

Por eso, para la Organización de las Naciones Unidas, siguiendo la tendencia mundial, “las más afectadas por este drama y los problemas asociados en América Latina son las indígenas, las afrodescendientes, las inmigrantes y las mujeres provenientes de comunidades pobres, zonas rurales y sin acceso a la educación y a la salud.

Asimismo, constata que América Latina y el Caribe son “la única región donde los partos de niñas de menos de quince años están en aumento y se prevé que sigan aumentando levemente hasta 2030”.

Además, otro de los factores que trae consigo esta problemática según James Rosen, quien está a cargo de un estudio de investigación del departamento de Reducción de los Riesgos del Embarazo de la Organización Mundial de la Salud, es que “las adolescentes menores de 16 años corren un riesgo de defunción materna cuatro veces más alto que las mujeres de 20 a 30 años, y la tasa de mortalidad de sus neonatos es aproximadamente un 50 % superior”. Por tal motivo, esta población requiere mayores cuidados por parte de los expertos para preservar la salud de la madre y la del bebé.

Disminuir el embarazo

Con la finalidad de disminuir el embarazo en las adolescentes, realidad que actualmente enfrenta su “panorama más difícil”, el Fondo de Población de la ONU (Fpnu) propone implementar las siguientes estrategias: visibilizar a las niñas entre los diez y catorce años con campañas de prevención, detener el matrimonio y las uniones de menores de 18 años, proteger los derechos humanos, involucrar a los hombres como parte de la solución por medio del conocimiento de la salud sexual, ofrecer mejor acceso a la educación para lograr que las menores logren terminar sus estudios y expandir los servicios y la información sobre la educación sexual, entre otros.

En Colombia

De acuerdo con datos del Fondo de Población de la ONU, en nuestro país de cada 100 mujeres entre los quince y 19 años, 19,5 % ya han dado a luz y el porcentaje para las mujeres menores de quince años es de 2,3 nacimientos por cada 100 niñas. El 82 % de las adolescentes embarazadas ya estaban unidas cuando se presentó el embarazo y el 50% de ellas con un compañero mayor seis años más que ellas. Por eso se piensa que si se retrasa la edad de la primera unión, es posible retrasar el primer embarazo.

Otros puntos como la pobreza y el nivel educativo son relacionados como factores influyentes en los nacimientos de los bebés de esta población, dado que de 1.000 nacimientos de madres entre los quince y los 19 años, 275 de ellas no tenían ninguna educación.

Sin embargo, los datos que arrojó la Encuesta Nacional de Salud (Ends 2010), mostró que Bogotá, Cali y Medellín bajaron un 5 % la tasa de embarazo adolescente entre 2005 y 2010, aunque en Barranquilla aumentaron la cifras de jóvenes embarazadas en un 4.2 %.

De otra parte, Colombia está trabajando de bajar las cifras actuales de 19.5 % (de acuerdo a Ends 2010), del embarazo en adolescentes al 15 %, meta que adquirió en los Objetivos de Desarrollo del Milenio y que aún tiene dos años de plazo para cumplirla, dado que con la reducción de este fenómeno no solo se estaría mejorando la vida de las menores, sino que también se estaría evitando la muerte de muchas, debido a que en América Latina y el Caribe, la primera causa de muerte para las mujeres entre los quince y 19 años está relacionada con el embarazo.

Según el estudio, para la mayoría de las menores cuando quedan en embarazo su educación termina, sus perspectivas de trabajo disminuyen y su vulnerabilidad frente a la pobreza, la exclusión y la dependencia se multiplica. Por eso, “la maternidad debe ser por opción, no por azar”.

Etiquetas: , ,

Comments

0